El seguro de enfermedad

Para nuestra seguridad y tranquilidad conviene contar con un seguro de enfermedad. En Cetelem te contamos qué son y qué tipos hay. 

La vida es muy larga y, durante toda nuestra existencia, podemos vivir situaciones de salud inesperadas que nos ocasionen ciertos contratiempos. Aunque en España contamos con la Seguridad Social para ir cubriendo las necesidades médicas que podamos ir teniendo, estar cubierto de forma “privada” por otros tipos de seguros, proporciona una mayor seguridad, tranquilidad y, además, una resolución y atención mucho más rápida.

Existen diferentes tipos de seguros que podemos contratar: seguros de vida, de accidentes, de hospitalización, de enfermedad… Antes de llevar a cabo cualquier tipo de contratación, es necesario tener claro qué necesitamos y para qué, y así poder decidirnos por unos u otros.

En este post vamos a explicar uno de los más contratados en nuestro país: el seguro de enfermedad o de salud.

¿Qué es el seguro de enfermedad?

El seguro de enfermedad es una cobertura que proporciona, a la persona asegurada que sufre alguna dolencia o enfermedad, una cobertura asistencial, sanitaria y, según las cláusulas que hayamos contratado, hasta económica. Los riesgos que quedan cubiertos pueden ser enfermedades, más o menos graves, accidentes de trabajo, maternidad, invalidez…

Según el artículo 105 de la LCS, que regula este tipo de seguros, el seguro de enfermedad se entiende como el contrato de seguros que obliga al asegurador “al pago de ciertas sumas y de los gastos de asistencia médica y farmacéutica” o, según el tipo de seguro de enfermedad que se haya contratado, una combinación de ambas.

Tipos de seguros de salud o enfermedad

Antes de llevar a cabo la contratación de un seguro de enfermedad, es fundamental saber qué tipos hay y cuál es el que mejor se adapta a nuestras necesidades, así que es importante conocer en detalle cada uno de ellos;

Seguro de enfermedad y asistencia sanitaria

Posiblemente, éste es uno de los más conocidos y usados por la mayoría de personas. Consiste, básicamente, en contratar la asistencia sanitaria que ofrece una compañía aseguradora, con sus profesionales e instalaciones propias o concertadas. Es conocido también como “tener mutua privada”, con lo que la persona asegurada podrá recibir todos los recursos médico-quirúrgicos que figuren en su póliza, pero bajo ningún concepto recibirá ningún tipo de indemnización económica.

Existen muchas aseguradoras que ofrecen este tipo de seguro, así que es muy importante hacer una comparación entre ellos para acabar escogiendo, finalmente, el que nos resulte más cómodo y completo.

Seguro de hospitalización

Este seguro te proporciona una cantidad de dinero por cada día que estés hospitalizado, ya sea por un accidente o por motivo de enfermedad o de una intervención quirúrgica. En Cetelem contamos con el Seguro de Hospitalización Familiar para que tú y tu familia estéis tranquilos en caso de cualquier contratiempo que requiera la estancia en un hospital.

Seguro de reembolso de gastos médicos

Este tipo de seguro, bastante común también, es el de reembolso de gastos médicos. Consiste en que la persona asegurada puede acudir a cualquier médico especialista, centro médico o hospitalario que considere oportuno para ser atendido y, cuando finalice la visita, pagará, él mismo, la factura correspondiente.

Una vez realizado el pago, el propio asegurado es el que enviará la factura, ya pagada, junto con el informe médico a la compañía aseguradora, para que ésta lleve a cabo el reembolso económico.

Habitualmente, cuando se contrata el seguro de reembolso de gastos médicos, la cobertura se extiende también a los gastos que se puedan ocasionar si se está en el extranjero, pero no todas las aseguradoras funcionan del mismo modo, así que es importante leerse bien las coberturas que ofrecen cada una de ellas antes de formalizar la contratación.

Seguro de indemnización

Por último, dentro de los seguros de enfermedad o salud, podemos encontrar también esta modalidad. En este caso, es muy importante mirar detalladamente todas las coberturas pactadas en la póliza. El seguro de indemnización consiste en que la persona asegurada recibirá una indemnización económica según lo que ocasione su enfermedad o dolencia: baja laboral, hospitalización… Y todo esto estará recogido y cuantificado en las coberturas contratadas.